Archivo para enero, 2012

El valle del terror

Posted in Bueno, Novela on 30/01/2012 by angelrequena

El valle del terror
Arthur Conan Doyle

Dentro de la producción de Arthur Conan Doyle sobre el detective Sherlok Holmes destaca como singular para la historia de la novela negra la aventura la segunda parte de El valle del terror.
Un detective se introduce en una logia de Hombres libres para destapar una monstruosa mafia criminal que utiliza la asociación bienhechora de forma perversa. D Hammett y R Chandler se ven anticipados en la figura del agente de la agencia.
Desde el punto de vista matemático el episodio es muy interesante por la rabiosa actualidad de la referencia al problema matemático de la época: el problema de los tres cuerpos, el mal en el mismo centro de la mecánica clásica.
La novela se editó por entregas entre 1914 y 1915 pero la escena se sitúa en 1888, en plena convocatoria del concurso matemático que en 1885 realizaba la revista Acta Mathematica (fundada por Mittag Leffer en 1882) y que quería así celebrar el cumpleaños del rey con la resolución de un problema de primer orden.
Como sabemos, Poincaré aborda el problema con teoría perturbaciones abriendo el camino al caos, recibiendo el premio.
El valle del terror es la introducción del Profesor Moriarty, el genial matemático y el Napoleón del Crimen, el único rival a la altura de Holmes. La fama de Moriarty le llega por ser el aclamado autor de Las dinámicas de un asteroide. No sabía Poincaré que tenía un alter ego criminal.
En El problema final, Holmes se enfrentará al diabólico matemático para poner fin a la serie.

Conferencia sobre poesía y matemáticas en Palma

Posted in Historia, Poesía on 23/01/2012 by angelrequena

Las uniones entre la poesía y la matemática son felices por su afinidad y no por ser complementarias …

Diapositivas de la charla: Poesía y matemáticas

El problema final

Posted in Bueno, Clásico, Novela on 10/01/2012 by angelrequena

El problema final

Arthur Conan Doyle

Arthur Conan Doyle se despide de Sherlock Holmes enfrentándole con el Napoleón del crimen, alguien que estuviera a su altura: una mente privilegiada, un catedrático de matemáticas.

Holmes no podía abandonar la serie sin antes liberar a la humanidad de una mente privilegiada desviada hacia el mal. Su enemigo no se limita a desarrollar el Teorema del binomio –guiño a Newton- también organiza la más terrible red criminal del mundo.

El problema final era uno de los episodios favoritos de Conan Doyle, quizá por el esfuerzo que le supuso darle un digno final a  una serie que alcanzó tanto éxito de público.

El catedrático de matemáticas y el detective vienen a ser como Jekyll y Hide de Stevenson, al final son uno.