Archivo para noviembre, 2011

La guerra de las salamandras

Posted in Ciencia ficción, Clásico, Imprescindible, Novela with tags on 29/11/2011 by angelrequena

La guerra de las salamandras

Karel Capek

Editorial Bruguera. 1981

El novelista checo Karel Capek es conocido por haber acuñado el término robot en una de sus novelas pero debería serlo por su mezcla de anticipación y humor acido que le convierten en el digno heredero de Voltaire y de su compatriota Jaroslav Hašek.

Durísimo alegato contra los vicios de la humanidad, sin simplismos pero con crudísima sátira de la hipocresía, el afán de rapiña e incluso de una forma de entender la ciencia, la cultura y las relaciones sociales.

Unas salamandras inteligentes son esclavizadas y ultrajadas por la humanidad. Sus conocimientos y su capacidad de procreación se volverán contra los hombres que permanecen paralizados por sus negocios.

Las operaciones matemáticas vienen una vez más a ser una de las pruebas de la inteligencia de las salamandras. Las obras marinas construirán un mundo geometrizado.

La creación de nuevas bahías parece anticipar la geometría fractal.

Una novela deliciosa, hilarante, cruel, sin desperdicio y de rabiosa actualidad, incluso la reciente catástrofe de Nueva Orleáns es anticipada.

La obra es de 1936 –el autor muere en 1938- pero parece que ha asistido a la segunda guerra mundial.

Anuncios

Cien mil millones de poemas

Posted in Clásico, Imprescindible, Poesía on 16/11/2011 by angelrequena

Cien mil millones de poemas

Varios autores

Editorial Demipage, 2011

Maravillosa iniciativa para celebrar el medio siglo de la primera edición de Cent Mille Milliards de Poèmes (1961) de Raimond Queneau: 1o sonetos en tiras con la misma rima que dan 140 versos que separados en tiras producen cien billones de sonetos diferentes (10^14). El título del libro homenaje no ha sido muy afortunado: solo recoge la milésima parte.

Diez reputados poetas en español han participado en  tan magna iniciativa.

El hecho de que en francés se utilice la palabra milliard para mil millones da sentido al título de Queneau. Lo curioso es que la Real Academia de la Lengua Española admite el termino millardo para mil millones desde 1995, por ello no comprendemos que el título del libro homenaje sea Cien mil millones de poemas. No creo que Queneau estuviera de acuerdo. El maridaje de la matemática y la poesía se resquebraja con tan poca sensibilidad.

Nuestra alegría por el homenaje no es completa. Nos que damos con el bello intento.